Preparados, listos, ¡ya! Llega septiembre y nuevos retos

Preparados, listos, ¡ya! Llega septiembre y nuevos retos

Septiembre es un mes de cambios, de comienzos y de aceptar nuevos retos, pero en algunas ocasiones esta vuelta a la rutina causa estrés y ansiedad a algunas personas, por eso es importante prepararse emocionalmente para la vuelta al cole y a las nuevas rutinas.

Estrés en septiembre, ¿por qué lo sufrimos?

Septiembre y estrés son dos palabras que suelen ir de la mano. Este mes, el estrés suele aumentar debido al cambio de costumbres y a la incorporación de las rutinas. A continuación, vamos a ver algunos motivos por los que aparece el estrés en septiembre:

  • La vuelta al trabajo supone un cambio en los ritmos mentales y físicos. Pasar de un estado de tranquilidad a un estado de excitación en poco tiempo implica la presencia de situaciones estresantes.
  • La vuelta al cole de los niños. Volver a una rutina, adaptar a los niños a los nuevos horarios y a las costumbres de un nuevo curso, conjugando todo ello con los horarios de los trabajos y los colegios, puede ser muy estresante.
  • Adaptar la rutina del sueño a los nuevos hábitos, en algunas ocasiones pueden causar malas pasadas, el insomnio puede hacer acto de presencia porque el cuerpo sigue las rutinas horarias del verano y las vacaciones, y esto puede acelerar la aparición del estrés.
  • Otros de los motivos por los que se puede sufrir estrés en este periodo del año, es la alimentación. Algunas personas se sienten mal, por el aumento de peso durante las vacaciones, por lo que incrementa el objetivo de alcanzar la meta de pérdida de peso en poco tiempo y muy rápidamente.  
  • El aspecto económico es otro de los motivos por los que muchas familias en septiembre sufren estrés, sobre todo las familias con hijos en edad escolar, los uniformes, los libros escolares, la ropa para el nuevo curso, el pago de actividades preocupan a muchas familias, no todas pueden afrontar el pago que supone todos los materiales escolares, suponiendo una fuente más de estrés.

Consejos para afrontar la vuelta al cole

Pautas y consejos tantos para padres como para niños para poder afrontar la vuelta al cole:

  1. Imaginar para proyectar. Tanto para los padres como los niños, es ideal imaginar como será el primer día de cole, que pasará, como saludara a sus amiguitos. Imaginarse en esta situación les ayudará a sentirse más seguros cuando se presente el momento.
  2. Fijar metas. Los niños se sienten más motivados cuando tienen una meta marcada y quieren conseguirla, así irán más entusiasmados al colegio. Las metas pueden ser aprender un idioma, jugar mejor al deporte favorito, ir al parque algunas tardes, etc.
  3. Manejar las emociones y darle la importancia merecida. Identificar las emociones y compartirlas con la familia, buscando soluciones, facilitará que los niños se sientan comprendidos.
  4. Pedir ayuda para manejar las emociones. Parece una cosa muy obvia, pero tanto los niños como los padres necesitan tomar conciencia de que pueden pedir ayuda en el momento que lo necesiten. Puede ser pedir un abrazo, ser escuchados, dar un paseo, o incluso, ir al psicólogo para poder manejar las emociones.
  5. Planificación. Definir las acciones que se van a realizar en familia para llevar a la práctica y tener una vuelta al cole más segura y con menos estrés.

En septiembre, planifica y vencerás

Se acaba el verano y las vacaciones y llega el momento de volver a la rutina y a planificar el nuevo curso. Para que la vuelta al trabajo y la vuelta al cole sea más llevadera, os dejamos unos pequeños trucos para ayudaros a planificar.

  • Si has estado de viaje, uno de los trucos es volver un par de días antes a casa para ambientarse de nuevo y volver a la rutina poco a poco, cambiando los horarios de las comidas y el sueño. Los padres y los niños lo notarán.
  • Si puedes elegir, vuelve al trabajo un día que no sea lunes, así la semana será más corta y la adaptación será menos dura.
  • Ya en casa, mantén la calma, ordena y organiza las tareas pendientes para las siguientes semanas, la organización de ropa, material escolar, horarios de los niños, incluso las comidas para sentir un poco de menos presión.
  • En el trabajo, organiza las tareas pendientes, lee los emails y planifica las acciones a seguir en las próximas semanas.
  • Muy importante, buscar tiempo para ti fuera del trabajo y la casa, vuelta al gimnasio, ir al cine o dar un paseo pueden ser buenas opciones.

Si sigues todas estas pautas, la llegada de septiembre será menos traumática y te ayudará a adaptarte mejor.

No olvides el aspecto emocional, es importante estar preparados emocionalmente para la vuelta al cole.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.